Base de datos biométrica llega a la corte suprema



Israel

Israel




Marzo 11, 2017


Por Yoni Ariel/TPS

Base de datos biométrica llega a la corte suprema

El Movimiento por los Derechos Digitales ha dicho que tiene la intención de apelar a la Corte Suprema para anular la ley nacional de bases de datos biométricos adoptada por la Kneset.

Nir Hirshman, portavoz del movimiento dijo que el movimiento tenía la intención de apelar la ley sobre la base de que era contraria al interés público. “Una base de datos de este tipo ofrece a las partes hostiles contra el estado que lo quieran atacar cibernéticamente. Si un ataque cibernético contra la base de datos llegara a ser exitoso, las consecuencias podrían ser devastadoras. Sea cual sea el interés público y que le pueda servir el establecimiento de una base de datos biométrica nacional, los posibles daños y perjuicios que puede ocasionar el ciberespacio serian de peor consecuencia”.

La semana pasada, la Kneset completó la tercera lectura de la ley que ordena el establecimiento de una base de datos nacional biométrica.

Según la ley, iniciada por el ministro del Interior Aryeh Deri, todos los ciudadanos que reciban o renoven su cédula o pasaporte deberán reemplazarlos por un documento biométrico inteligente. Esto incluye una foto facial biométrica, que estará en el documento y la base de datos.

El proyecto de ley inicialmente planteó controversia significativa, y se opuso por muchos MK de la coalición y la oposición. Varias ONG de derechos civiles también se opusieron al proyecto de ley. Debido a su complejidad, y con el fin de abordar todas las cuestiones y preocupaciones, se formó una comisión parlamentaria ad hoc especial, integrada por miembros de dos comisiones permanentes, la Comisión de Constitución, Derecho y Justicia y la Comisión de Ciencia y Tecnología.

Varias de las cláusulas más problemáticas y controvertidas fueron eliminadas o modificadas significativamente durante el debate en comisión. Estos incluyen la eliminación del requisito de que la base de datos no sólo incluyen la fotografía facial de una persona, sino también huellas dactilares. Esta es ahora una opción voluntaria, no un requisito obligatorio.

La ley, en su forma definitiva, garantiza que las huellas dactilares de los menores no permanecerán en la base de datos, y la policía no podrá acceder a ella sin supervisión judicial.

Como resultado de la modificación, la toma de huellas dactilares será opcional, los pasaportes y las tarjetas de identificación serán válidos durante cinco años. Si, en el futuro, la tecnología que permite la validez de 10 años de la fotografía facial biométrica está disponible, se adoptará.

La votación final en comisión, antes de la tercera lectura, fue cercana; Seis a cinco a favor de aprobar el proyecto de ley y llevarlo a plenum para la lectura final.

Be Sociable, Share!

Entradas recientes

URL: http://infopublico.com/?p=13352

Escrito por el 11 marzo 2017. Archivado bajo Internet y Media. Puedes seguir las respuestas de esta entrada por RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta o un trackback a esta entrada Google

Buscar en Archivo

Buscar por Fecha
Buscar por Categoría
Buscar con Google
120x600 ad code [Inner pages]
Acceder | Designed by © 2010 InfoPublico.com. All Rights Reserved.
UA-17770854-1